El Tratamiento Ovando Sanders

A lo largo de mi trayectoria profesional me he interesado por tratar padecimientos de la columna vertebral, pues considero que es el eje y soporte principal de nuestro cuerpo.

El Tratamiento Ovando Sanders consiste en tres terapias fundamentales que ayudan a la recuperación de pacientes sin necesidad de la cirugía.

El 95% de los pacientes obtiene excelentes resultados y no presentan ningún tipo de efecto secundario.

Las tres fases del tratamiento son:

1. Aplicación intravenosa de medicamentos: consiste en la aplicación de analgésicos y antiinflamatorios que hacen que el tejido del disco se retraiga sin dolor.

2. Terapia Física: tiene como objetivo la mejora de trastornos funcionales del organismo, la prevención y el mantenimiento de las capacidades. La meta siempre será mejorar la condición física del paciente así como su independencia.

3. Ozonoterapia: es la aplicación de gas compuesto por la mezcla de Oxígeno y Ozono para actuar como analgésico, antiinflamatorio y auxiliar en la retracción del tejido.

El tratamiento completo tiene una duración de aproximadamente mes y medio durante el cual el paciente acude de entrada por salida, dos o tres veces por semana.

Las evidencias de la efectividad del Tratamiento Ovando Sanders están respaldadas con Resonancias magnéticas de nuestros pacientes, da clic aquí para conocerlas.

Este procedimiento es definitivo y ha mostrado especial eficacia en el tratamiento de Hernias de Disco.

Si tu diagnóstico definitivo es sólo la cirugía, te recomendamos acudir con nuestros especialistas por una segunda opinión.

/home/wpcom/public_html/wp-content/blogs.dir/061/81863445/files/2014/12/img_4214.jpg

Anuncios

Bienvenidos

image

Quisiera agradecer el interés que muestras en un servidor.

Te doy la bienvenida a este espacio personal, donde mi intensión es compartir experiencias que a lo largo de estos años han transformado la vida mis pacientes y por supuesto, la mia.

En el año de 1977 terminé la carrera de medicina en la Universidad Nacional Autónoma de México para posteriormente realizar estudios sobre Ecografía en el Hospital Henry Mondor de París (Francia) en el área de Gineco-Obstetricia.

A principios de los años 80, con la energía característica de la juventud, trabajé como médico internacionalista en países como Mozambique y Nicaragua por espacio de cuatro años.

En 1985  regreso a México a cursar diversos diplomados sobre la Reflexoterapia, práctica de estimular puntos sobre los pies, manos, nariz u orejas para provocar un efecto benéfico en diversos órganos del cuerpo.

A partir de ese entonces comencé con la inquietud de conocer más acerca de terapias alternativas y trabajé en arduas investigaciones sobre los mecanismos fisiológicos de la Acupuntura, las cuales me llevaron a visitar a profesores mundialmente conocidos, como el profesor Umlaf en Brno (República Checa) y el Profesor Jean Bossy en Montpellier (Francia).·

Gracias a eso, me pude dar cuenta de la importancia de la columna vertebral como sostén del cuerpo y canal conductor de los nervios, y de cómo su posición y patologías podría desencadenar diferentes enfermedades. Allí también se despertó mi interés por la Quiropráctica y la Ozonoterapia; incluyendo ambas en mi práctica médica.

Para el año de 1994 llegaron a mis manos los trabajos del Dr. Michael Rask fundador de la academia Americana de Neurología y Cirugía Ortopédica (American Academy of Neurology and Orthopedic Surgeons) quien trató a más de 7 mil pacientes con 96% de éxito. No sólo su trabajo sirvió como inspiración para seguir sus descubrimientos, sino que me convertí en miembro activo de su prestigiosa Academia.

Es en 1995, en la ciudad de Tijuana (BC) comencé con el tratamiento para hernias de disco sin cirugía, para fundar mas tarde lo que hoy se conoce como el Centro de la Columna Vertebral. (2003)

Actualmente el Centro de la Columna Vertebral cuenta con cuatro clínicas en la República Mexicana: Distrito Federal (Mixcoac), Jalisco (Guadalajara), Nuevo León (Monterrey) y en el Estado de México (Satélite).

La atención que reciben los pacientes en los centros de la Columna Vertebral es integral. Personal médico, de enfermería, terapia y nutrición perfectamente capacitados, establecen el diagnóstico exacto del padecimiento para poder llevar a cabo la opción terapéutica más adecuada en cada caso.

Las clínicas se especializan en el alivio sin cirugía de los problemas dolorosos de la columna vertebral, muy en especial de las hernias de disco intervertebrales, de ellos en 95% por ciento de los pacientes atendidos obtienen un excelente resultado, y logran evitar la cirugía. Todo el procedimiento se lleva a cabo con un elevado índice de seguridad y prácticamente sin efectos secundarios.

En mi siguiente entrada te hablaré más a detalle del Tratamiento que ha devuelto la calidad de vida a miles de personas a lo largo de casi 15 años.